Libro V: Dios es una mujer

“(…) La revelación del inconsciente por Freud completó la tercera gran vergüenza: el hombre era, al igual que el témpano en el mar, una décima parte de racionalidad y nueve partes sumergidas de oscura, abyecta y desconocida animalidad (…)”

(López-Corvo 2015, p. 126)

dios es una mujer

 “Dios es una mujer,” es un ensayo sobre la femineidad escrito por Rafael López-Corvo, su fundamento ha sido catalogado como el clásico psicoanálisis freudiano que expone a la mujer como un objeto/sujeto de estudio para evidenciar una visión histórica-cultural y socio-política del rol, las represiones y el liberalismo femenino durante los primeros pasos en el edén hasta la desatada ola del “feminismo.”

El autor venezolano expone, en primer plano, a la mujer como una figura óntica que abarca desde su sexualidad hasta su capacidad de concebir la vida en sus entrañas. Y en segundo plano, marca la evolución de las tres Evas (tomando referencia a la primera mujer) para deslumbrar el paso del “sexo débil” dentro de un contexto machista y opresivo.

En esta ocasión quiero enfocarme, más, en las tres protagonistas de este libro que son: la Eva Delincuente; una mujer sumisa y masoquista presentada, así, en todas las religiones falocráticas como la principal causa del pecado y esta imagen ha sido aceptada en varias culturas, e irónicamente, la mujer también asumió este papel con un sentimiento de inferioridad, lo que dio pauta para perfilar la teoría de la aparición de una “mujer castrada.”

La Eva Confundida es el siguiente eslabón, desde finales del siglo XVIII la emancipación de la mujer comenzó como un movimiento social para que sus derechos y su libertad sean concedidos, en el texto se señala que la mujer intenta una búsqueda de su identidad ultrajada mediante imitaciones de ciertas cualidades del hombre. Pero, ¿por qué se nos califica como “confundidas”?, la mujer pide estar en una posición igual al del hombre, pero no se da cuenta que, las capacidades y el manejo de la impronta de ambos géneros son completamente diferentes.

La inconsciencia de la historia no nos permite ver, de manera clara, que la mujer es la madre de la vida. Para obtener un cambio progresivo y no retroceder en esta cadena de contrastes, debemos dejar atrás la cultura de la victimización y empezar a romper paradigmas patriarcales con lo que somos y no con lo que nos falta, en comparación sexual y biológica, del hombre.

Lo que nos lleva a la Eva Reivindicadora, una mujer que reconoce el poder instintivo de su cuerpo, explora su sexualidad y sensualidad sin culpa, y se contempla como la intérprete principal del decurso de la humanidad. Esta fase de la mujer, según el carácter descriptivo del libro, será parte para tratar de buscar el equilibrio de la entropía social.

Las ideas que plasma este libro sobre las etapas de la mujer me resultan muy acertadas desde un punto de vista objetivo, como mujer me he encontrado en situaciones denigrantes y machistas pero la responsabilidad de aquellas circunstancias debe ser compartida y no convertirnos en víctimas o verdugos de una realidad social.

Comparto mucho la idea del feminismo basado en que los derechos, las responsabilidades y los valores deben ser equitativos, no igualitarios, entre hombre y mujer. Y es muy triste, reconocer que algunas mujeres han llevado esta causa a la misandria. Ya no somos mártires, somos las conductoras de la sociedad.

Y tú, ¿con qué Eva te identificas?

DQmQiU627xG98JqSNKKUJJAKKQS1v3nwvdKpqug183xaYwT

Algunas Curiosidades:

  • Rafael López-Corvo, médico y psicoanalista.
  • Ha sido profesor asociado de las universidades de Ottawa y McGill en Canadá, así como editor para Latinoamérica del International Journal of Psychoanalysis.
  • Es miembro de las Sociedad Internacional de Psicoanálisis, de la Sociedad Psicoanalítica de Canadá y de la Asociación Venezolana de Psicoanálisis (ASOVEP).
  • Su línea psicoanalítica, se basa en el estructuralismo, la psicología infantil, femineidad, adicciones, entre otros, trabajos publicados en varios artículos y en 22 libros traducidos a varios idiomas.

Firma LSB-01

5 respuestas a “Libro V: Dios es una mujer

  1. Interesante el texto y tu punto de enfoque aunque no puedo estar más en desacuerdo con afirmaciones como que las mujeres son las conductoras de la sociedad… me gustaría saber exactamente en dónde.
    Así como asumir misandria dentro del movimiento feminista cuando lo que busca el colectivo es una igualdad de derechos.
    Negar que vivimos en un mundo patriarcal en el que las mujeres son oprimidas en la mayor parte del mundo es ponerte una venda que, como mujer, es muy peligroso tener.
    Vivo en España donde tenemos una arraigada tradición machista donde las mujeree son violadas, asesinadas y denigradas por el hecho de ser mujeres y eso es muy difícil de obviar si te centras en las cifras donde la violencia machista se cobra víctimas a diario. Y eso es España, ya sin meterme en países donde sus derechos son violados sistemáticamente.

    Le gusta a 1 persona

    1. Cómo estás Astronáutico?, permíteme explicarte, tanto en España como en cualquier parte del mundo aún vivimos bajo una ley patriarca, tienes razón. Nadie lo niega, lo que te dice el texto es que la mujer debe convertirse en la conductora de la sociedad porque el ser mujer engloba un misticismo, una biología, una intuición y un conocimiento diferente del hombre respecto a su entorno, como mujer he sentido esa denigración, y no la justifico, ni me ciego a una realidad tan evidente pero hay que ser conscientes y no victimizarse, es triste ver como el femicidio ha alcanzado grandes cifras, es verdad. Pero justamente por eso se lucha con lo que se es y con lo que se tiene. El feminismo busca los mismos derechos tanto para hombres como para mujeres y eso es lo ideal pero algunas personas han tomado la concepción del feminismo como un movimiento totalitario, sin igual, ni equidad hacia el hombre. Debemos buscar la armonía entre géneros y no buscar culpables.

      Me gusta

      1. Gracias por contestar.
        Creo que es el sistema el que se beneficia de situaros a vosotras como víctimas… cuando se debería de poner el foco en los agresores única y exclusivamente.
        Entiendo lo que dice el texto y me gustó pero no estoy de acuerdo con tu conclusión final.
        No creo que sea el feminismo el que se esté situando como un movimiento totalitario, creo que desde este sistema machista y heteropatriarcal se ha intentado dar a entender que eso es lo que se busca desde el movimiento feminista. Me muevo en diferentes círculos feministas, más y menos radicales, y en ninguno he visto reflejada esas ideas.
        Asi como terminas ahora en tu contestación diciendo que no hay que buscar culpables. No hace buscarlos porque ya sabemos quiénes son los culpables. Y para que haya un cambio real es necesario precisamente señalar el problema y arrancarlo de raíz o como sociedad seguiremos igual.
        Un saludo.

        Le gusta a 1 persona

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s